Uso de la magnetoterapia para las varices

Características

Las Venas varicosas en las extremidades inferiores son esencialmente venas cutáneas y subcutáneas onduladas y extendidas que aparecen básicamente en las piernas a consecuencia del flujo deficiente de válvulas venosas deficientes. Provocan un estancamiento de sangre desoxidada y metabolitos ácidos en los tejidos de la extremidad cuyo resultado son cambios isquémicos en las extremidades, peligro esencial de cambios inflamatorios y capacitación de defectos en la piel.

Afecta hasta un cincuenta por ciento de los adultos y en un uno con cinco por ciento al final aparece una úlcera varicosa. En el inicio de la enfermedad influye la predisposición innata (menor calidad del tejido de la pared venosa) y factores de peligro como el trabajo sedentario, postura incorrecta a lo largo del trabajo, embarazo, anticoncepción hormonal, obesidad, tabaquismo, etcétera Los primordiales síntomas de la enfermedad son sensaciones de pesadez, tensión o bien presión en las extremidades inferiores, dolor, inflamación, ardor, picor y calambres nocturnos. Aparecen desde formas leves de las pequeñas venas ramificadas hasta abultamientos de varices con pigmentaciones y otros cambios en la piel, apareciendo en su fase final la úlcera varicosa.

El tratamiento es médico (para influir en la calidad de la pared vascular), quirúrgico (escleroterapia, terapia con láser, cirugía tradicional y enfoques ligerísimamente invasivos). La vena tratada con láser, quirúrgica o bien químicamente, desaparece y más tarde es reemplazada por una sana sin venas varicosas. Si tras el tratamiento el paciente vuelve a cargar el sistema venoso desmesuradamente, se genera una nueva creación de venas varicosas. Para un efecto en un largo plazo es preciso continuamente eludir el estancamiento de la sangre en las venas de las extremidades inferiores y de este modo prevenir o bien retrasar la aparición de nuevas venas varicosas.

Uso de la magnetoterapia

La magnetoterapia pulsátil de baja frecuencia Biomag se puede usar tanto a lo largo del proceso de tratamiento, como una parte de prevención de la nueva capacitación de varices después. Se procede igual que en el caso de las úlceras varicosas en los diabéticos. El efecto vasodilatador y antinflamatorio de la magnetoterapia en los precapilares y pilíferos se emplea tanto para la pierna diabética para las varices. Una mejor microcirculación oxida los tejidos y expulsa los metabolitos. Asimismo mejora el tono y retorno venosos. Esta mejora se refleja en el aspecto de la extremidad, puesto que desaparece la inflamación y dismuyen las grandes venas varicosas arqueadas.

Modo de aplicación

Para su tratamiento y como prevención usamos frecuencias de treinta y seis-cuarenta y cuatro Hz con un aplicador plano o bien solenoide. En el caso de dolores y también inflamación comenzamos con frecuencias de dos-veinticinco Hz diariamente usando el aplicador plano grande.

 

Póngase en contacto con nosotros y solicite más información

He leído y acepto la política de privacidad

Magnetoterapia para Varices
Deja tu puntuación
Contact Us

Déjanos tus datos y te llamaremos para resolver cualquier duda que tengas