Magnetoterapia Biomag

Magnetoterapia para
Rotura o lesión de Menisco

aparatos de magnetoterapia

Venta y alquiler de aparatos de magnetoterapia

Más información tel: 91 259 61 08

Magnetoterapia de rodilla ¿Qué trastornos se pueden tratar?

La magnetoterapia es una técnica médica que utiliza campos electromagnéticos para actuar sobre diferentes zonas del cuerpo con fines terapéuticos. La magnetoterapia de rodilla es especialmente popular porque la zona a tratar es más bien pequeña y, en consecuencia, la eficacia de la terapia aumenta.

¿Cuándo es útil la magnetoterapia de rodilla?

  • En caso de problemas óseos o articulares
  • En caso de traumatismo

Este tratamiento es adecuado para todas las edades y es muy popular debido a su excelente relación riesgo/beneficio. La terapia es completamente indolora, puede realizarse sin ninguna dificultad incluso en casa, y permite controlar el dolor articular y mejorar la amplitud de movimiento de la rodilla.

Cuando la articulación está dolorida, la magnetoterapia es una de las soluciones más eficaces y sencillas. Tanto si sigues un tratamiento terapéutico específico con profesionales como si simplemente quieres solucionar algún dolor osteoarticular de rodilla, la magnetoterapia es una de las terapias físicas más populares y puede acelerar la curación de los tejidos y la recuperación funcional.

magnetoterapia para lesion de menisco

¿Cuándo se recomienda utilizar esta terapia?

magnetoterapia para lesion de menisco

La magnetoterapia es eficaz en muchas situaciones porque favorece la circulación sanguínea, reduce la inflamación y aumenta la densidad ósea. ¿En qué casos es útil la magnetoterapia de rodilla?

  • Dolor: La magnetoterapia es eficaz contra el dolor musculoesquelético porque tiene un efecto antiinflamatorio y estimula la microcirculación mejorando la oxigenación de los tejidos. El dolor disminuye rápidamente, normalmente ya después de la primera sesión, y el estado de bienestar se mantiene a largo plazo. Esta terapia es eficaz contra los dolores articulares, musculares y óseos.
  • Patologías osteoarticulares: La magnetoterapia se recomienda para tratar problemas óseos y articulares como fracturas, osteoporosis, descalcificaciones, artritis y artrosis. En este caso, actúa aumentando la densidad ósea, mejorando así el trofismo óseo y reduciendo el dolor articular.
  • Inflamaciones: La inflamación forma parte de los mecanismos de defensa que tiene nuestro cuerpo y que utiliza cuando hay una lesión o un mal funcionamiento. Durante el proceso de inflamación, la piel se calienta y arde y el flujo sanguíneo aumenta, lo que mejora la oxigenación de los tejidos y favorece la regeneración celular. La magnetoterapia es muy eficaz en el tratamiento de la inflamación porque estimula la producción de óxido nítrico, que tiene un efecto antiinflamatorio.
  • Lesiones musculoesqueléticas: La magnetoterapia es muy eficaz en las lesiones musculares, tendinosas y esqueléticas porque estimula la regeneración de los tejidos al mejorar el riego sanguíneo y la oxigenación celular. En casos de traumatismos, fracturas o lesiones, se recomienda la terapia de campo electromagnético porque acelera el tiempo de curación, no causa dolor y es bien tolerada por la mayoría de las personas.
  • Heridas en la piel: La magnetoterapia es muy eficaz en el tratamiento de las heridas quirúrgicas y cutáneas porque estimula la regeneración de los tejidos. Con un mayor aporte de sangre a la herida, las células reciben más oxígeno y la herida se cura más rápidamente. Esta terapia se utiliza mucho después de una operación de rodilla, por ejemplo, tras una lesión de menisco, porque ayuda a que la articulación y la piel se curen más rápidamente.
magnetoterapia para lesion de menisco

Todas las patologías de la rodilla que se pueden tratar

¿Tienes un problema de rodilla y quieres saber si la magnetoterapia puede ayudarte a mejorar la situación? Aquí están todas las patologías de la articulación de la rodilla que pueden ser tratadas con campos electromagnéticos:

Gonartrosis

La gonartrosis es una artrosis de rodilla, una enfermedad degenerativa que afecta a los cartílagos de la tibia y el fémur. Se caracteriza por la presencia de dolor, sobre todo por la mañana o tras largos periodos de inactividad, mientras que tiende a mejorar con el movimiento y la actividad física.

La magnetoterapia no puede curar esta patología, pero puede ralentizar el proceso degenerativo manteniendo los cartílagos en su estado óptimo durante más tiempo y reduciendo los síntomas de dolor. También puede utilizarse como medida preventiva para mantener la articulación sana y evitar el desgaste del cartílago.

Condropatía rotuliana

La condropatía rotuliana es un problema del cartílago posterior de la rótula y es muy frecuente en mujeres y deportistas. Esta patología genera síntomas de dolor agudo y un déficit en la función de la rodilla con una reducción del ROM articular y una pérdida de trofismo muscular.

La magnetoterapia es eficaz en los casos de contrapatía porque estimula la producción de condrocitos, las células del cartílago, mejorando las superficies de deslizamiento del cartílago y reduciendo el dolor. Por supuesto, la magnetoterapia debe combinarse con un estilo de vida adecuado, evitando la tensión en la articulación y reduciendo el estrés mecánico en la rodilla.

Esguince de rodilla

Un esguince de rodilla es una lesión de la articulación que pone en tensión los meniscos, los ligamentos, el cartílago o los huesos. Un esguince menor puede tratarse con magnetoterapia, que reduce el dolor y restablece las lesiones menores de las estructuras internas de la rodilla. Un esguince importante, en cambio, requiere fisioterapia y/o cirugía.

Lesiones de ligamentos

Los ligamentos más conocidos de la rodilla son los ligamentos cruzados anteriores y posteriores, y son los que más frecuentemente se rompen en caso de flexión o extensión extrema de la rodilla.

Sin embargo, puede ocurrir que los ligamentos colaterales también estén implicados porque son los que mantienen la estabilidad lateral de la rodilla. La magnetoterapia proporciona a las células la energía que necesitan para regenerarse y, en consecuencia, acelera el proceso de curación de los ligamentos.

Lesión de menisco

Los meniscos son almohadillas blandas que amortiguan la articulación de la rodilla y muy a menudo se desgastan o se rompen como resultado del estrés y la tensión mecánica.

Al igual que en el caso de los ligamentos, la magnetoterapia también se recomienda en el tratamiento de las lesiones de menisco porque favorece la regeneración celular, mejora la circulación sanguínea y acelera la curación de los tejidos.

Bursitis de rodilla

La bursitis es la inflamación de las bursas, los sacos de líquido sinovial que se encuentran cerca de la articulación y que ayudan al deslizamiento de los tendones. La bursitis suele producirse tras un esfuerzo excesivo en la rodilla y puede ser muy dolorosa si no se trata adecuadamente.

La magnetoterapia es muy eficaz para reducir el proceso inflamatorio y se recomienda en casos de bursitis.

Fracturas

Las fracturas se producen como consecuencia de un traumatismo o de una osteoporosis grave y conllevan un dolor intenso y un periodo de inmovilización.

La magnetoterapia es eficaz en el tratamiento de las fracturas porque estimula las células óseas para que produzcan nueva matriz ósea y, por tanto, favorece la formación de callo óseo.

Cómo hacer magnetoterapia en la rodilla

aparatos de magnetoterapia

Los dispositivos de magnetoterapia constan de dos placas magnéticas, llamadas solenoides, que se colocan en lados opuestos de la zona a tratar. En el caso concreto de la rodilla, hay que colocar las placas:

  • Anterior y posterior a la rodilla
  • En los dos lados de la rodilla

El aparato emite las ondas a diferentes frecuencias y suele haber ajustes preestablecidos específicos para el tipo de patología a tratar. La magnetoterapia puede realizarse en centros especializados o directamente en casa comprando una máquina o mediante dispositivos alquilados.

En Magnetoterapia BIOMAG disponemos de aparatos en alquiler para poder realizar la magnetoterapia en casa.  En general, el coste es mensual o semanal y permite realizar el tratamiento todos los días cuando se desee. Una sesión dura unos 40 minutos, pero la duración también depende de la patología a tratar.

Beneficios: después de cuánto tiempo se obtienen resultados

La magnetoterapia es un remedio muy eficaz, indoloro y sencillo que, como hemos visto, no requiere necesariamente la intervención de personal especializado. Los primeros resultados se obtienen ya después de las primeras sesiones, pero es importante continuar con el tratamiento durante al menos un mes para mantener los progresos a largo plazo.

Los tiempos indicativos de recuperación son los siguientes:

  • Reducción del dolor: Desde las primeras sesiones
  • Consolidación de la fractura: Primeros resultados después de unos 30-45 días
  • Lesiones de ligamentos y tendones: Primeros resultados después de unos 10-15 días
  • Lesiones de menisco: Primeros resultados después de unos 15-20 días

El tiempo de recuperación varía, naturalmente, según el tipo y la gravedad de la lesión. En algunos casos puede ser útil combinar la magnetoterapia con ejercicios específicos para la rodilla bajo el consejo de un terapeuta.

aparatos de magnetoterapia

Contacta con nosotros

    He leído y acepto la política de privacidad
    ¡Nosotros te llamamos!

    Déjanos tus datos y te llamaremos para resolver cualquier duda que tengas

      Uso de cookies

      Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

      Aviso de cookies
      Abrir chat
      Hola, ¿en que podemos ayudarte?